LA BANCA 'SANA' SOLO PAGA 500 MILLONES EN IMPUESTOS, EL 5% DE SU BENEFICIO EN 2013

|

El Confidencial

Los bancos agrupados en la AEB –los bancos 'sanos' que no han requerido ayudas a excepción de CaixaBank– pagaron sólo 488 millones en impuestos en 2013, el 4,95% de los 9.841 millones de beneficio bruto que obtuvieron en el ejercicio pasado, según datos de esta asociación. Esta reducida aportación a las arcas públicas obedece a los créditos fiscales generados por las fuertes pérdidas sufridas en 2012. Aunque el año pasado sirvió para salir del hoyo, el sector siguió muy tocado, puesto que volvió a pérdidas en España en el tercer y cuarto trimestres, y su rentabilidad apenas superó el 4%.

Según las cuentas del sector presentadas ayer por el ya expresidente de la AEB, Miguel Martín, la banca obtuvo un resultado antes de impuestos de 9.841 millones que, tras pagar los citados 488 millones, se quedó en 9.353. A eso se restan los minoritarios y da un resultado atribuido de las entidades de 7.274 millones. Esta cifra compara con unas pérdidas de 2.825 millones en 2012 para estas mismas entidades (si se toman los resultados de la totalidad del sistema en España, sin contar los negocios internacionales, la pérdida fue de 68.744 millones).

Ese 5% de impuestos se sitúa muy por debajo del 15% de tipo efectivo del Impuesto de Sociedades en nuestro país, pero no se diferencia mucho de lo que pagan las grandes empresas del Ibex. Estas se benefician de grandes deducciones por internacionalización, por I+D+i y, hasta el año pasado, por los gastos financieros derivados de su enorme endeudamiento. En el caso de los bancos no se trata de deducciones, sino de los créditos fiscales generados por las pérdidas de 2012.

Como es sabido, en ese ejercicio se aprobaron los famosos Reales Decretos Guindos, que imponían fortísimas provisiones a todas las entidades para cubrir su exposición al ladrillo. Estas provisiones provocaron las pérdidas generalizadas del sector en España ese año. Según la normativa del Impuesto de Sociedades, cuando una empresa tiene pérdidas, aparte de no pagar impuestos ese año, puede utilizarlas para reducir los impuestos que pagará en el futuro cuando vuelva a beneficios; es lo que se denomina bases imponibles negativas (BIN), que es lo que han hecho las entidades en 2013, de ahí que hayan pagado tan pocos impuestos.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

 

©2009 ECONOMÍA PARA LAS PERSONAS | Template Blue by TNB