DEMOSTRACIÓN CON DATOS DE LA FALSEDAD DE LAS RAZONES DE LA PRÓXIMA REFORMA LABORAL

|

La próxima reforma laboral se supone justificada en tres razones principales: el mercado laboral es rígido, el despido es caro y hay demasiadas modalidades de contratación. Pero los datos demuestran que las tres razones son falsas. Los datos son los siguientes:

El número de contratos registrados durante 2011 ha sido de 14.433.232 de los que nada menos que 13.323.069 han sido temporales (el 92,31%) y sólo 1.110.163 (el 7,69%) han sido indefinidos. En el mes de Diciembre de 2011 sólo el 5,33% de los contratos celebrados ha sido indefinido, el porcentaje mensual más bajo de la historia.

- El mercado laboral no es rígido ni en el inicio ni el fin de la relación laboral. Cualquier empresa puede contratar a alguien cuando le de la gana y sólo tiene que hacerle un contrato temporal, por obra por ejemplo. Como en los servicios públicos de empleo no se controla (ni lo miran) que el contrato cumpla los requisitos de causa de temporalidad, no hay problema alguno en ello. El día que quieran comunicarán al empleado la finalización de su contrato temporal, incluso para el mismo día, sin necesidad tampoco de cumplir requisito alguno en la práctica. Por supuesto casi todas estas finalizaciones serían realmente un despido improcedente si el trabajador demandara, pero como casi ninguno lo hace y en el SEPE (antiguo INEM) no lo comprueban, ancha es Castilla.




- El despido no es caro. El 92,31% de los contratos son temporales, por lo que al trabajador sólo tendrían que pagarle una indemnización de 8 días por año (9 en los contratos que se celebren en el 2012). Más barato sería casi gratis. Pero es que además en muchas ocasiones, por no decir en la mayoría, no pagan la indemnización por las siguientes razones:
Porque no hay indemnización por fin de contrato de interinidad, que son casi el 12%.
Porque tampoco hay indemnización por fin de contrato en prácticas, de formación, de interinidad, de inserción o de relevo iniciado antes del 4/3/01.
Porque tampoco hay indemnización por fin de contrato en período de prueba. Existen convenios firmados por algunos sindicatos en los que el período de prueba es de dos años.
Porque no les sale de los c... pagarla y ya está. Sólo tienen que prometerle al trabajador que le van a volver a contratar cuando Alfa Centauri pase por Orión. Por cada trabajador que les demande por ello habrá 10.000 que no lo hagan. Por supuesto el SEPE tampoco lo comprueba.


- No hay muchos tipos de contrato. Los datos demuestran que en la práctica sólo hay dos para empezar: temporal de obra y temporal eventual. Si el trabajador demuestra durante x años ser capaz de trabajar más de lo que tiene que trabajar y de cobrar menos de lo que tiene que cobrar, le pasaran a indefinido, con lo que el trabajador seguirá cobrando lo mismo pero la empresa cotizará menos. Esta es la realidad absolutamente indiscutible y la conoce de sobra cualquier trabajador español.

Por tanto ninguna de las tres es una razón válida y si no lo son entonces son excusas y por supuesto lo saben. Por eso las repiten como un mantra, porque una mentira repetida miles de veces se convierte en realidad como decía Goebbels o algún otro liberal. Es por eso que se está anunciando que no se va abaratar el despido en la próxima reforma, porque saben de sobra que con el chollo del contrato temporal sin control oficial no les hace falta. Es por eso que por donde van a ir los tiros es por el salario. Lo que quieren sencillamente es poder bajarle el sueldo directamente a cualquier trabajador de forma individual, diga lo que diga el convenio y sin necesidad de acordarlo con el comité ni con el trabajador. Esa va a ser la reforma laboral en dos palabras o al menos es lo que pretenden. Es decir, que como el después (el despido) ya es muy barato ahora lo que quieren es que el durante (el salario y la cotización) sea muy barato también. No hay que darle más vueltas.

Pero si un tornillo se aprieta demasiado se pasa de rosca y ya no aprieta. El trabajador español formado lo tiene claro: al extranjero. El trabajador hispánico no tan formado lo tiene claro también: huelga a la española y consumir menos. Así que en el pecado llevarán la penitencia y perderá más quien más tenga que perder, que no son precisamente los trabajadores. No va a haber rebeliones ni quema de contenedores ni huelgas ni barricadas ni p... la falta que va a hacer.

Todas las cifras han sido proporcionadas por La Pirenaica Digital.

1 Comentário:

Publicar un comentario

 

©2009 ECONOMÍA PARA LAS PERSONAS | Template Blue by TNB